Accés al contingut Accés al menú de la secció
Inicio  > ÁREAS DE ACTUACIÓN  > Renovaciones urbanas
 

Renovaciones Urbanas

Transformaciones integrales con una característica muy interesante y compleja: que los receptores finales de las actuaciones son los habitantes originales. La gestión de Incasòl, consiste en, la ejecución del planeamiento de los proyectos, la gestión de las expropiaciones, las deconstrucciones, el realojo de vecinos, la construcción de las nuevas viviendas, y en su caso la urbanización del espacio público,  la adjudicación de las nuevas viviendas.
Ciclo que se repite si la envergadura de la intervención recomienda estructurarla en fases. Y lo hacemos lo más cerca posible del barrio donde se hace la intervención, situando oficinas o puntos de información.
En este sentido, es muy ilustrativo detallar algunas, o muchos, de los pasos que posibilitan que haya un antes y un después en el territorio donde intervenimos.
Incasòl se encarga de la elaboración de los estudios previos de las operaciones de remodelación, tanto desde el punto de vista técnico y jurídico, como de su viabilidad económica; redacta las propuestas de actuación; hace el censo de afectados si hay substitución de viviendas, y por tanto, negocia y formaliza los acuerdos con los afectados para la transmisión de sus derechos a la administración… También atiende las problemáticas de asistencia social planteadas por los afectados, interlocuta con las  asociaciones de vecinos o representantes vecinales. Prepara y obtiene la información para la adjudicación de las viviendas, locales y aparcamientos que se construyen para realojar los afectados.  .
Entre les tareas de Incasòl también está la de supervisar y controlar las obras por delegación de Incasòl y gestionar la contratación y ejecución de los derribos, supervisar el control económico, y establecer las relaciones con las compañías suministradoras de servicios.  También, durante un tiempo, asume el seguimiento y gestión de la post-venta de las actuaciones.
Paso tras paso hasta que la transformación queda lista y a punto para estrenarse. 
Las intervenciones son de carácter integral, por eso se complementan con programas de dinamización económica y comercial, formación e inserción laboral.
Las actuaciones están estructuradas en cuatro grupos:
 


Decreto de Patalogias del 1995

La intervención de Incasòl en el conjunto de actuaciones clasificadas como “Barrios Históricos” consiste en la sustitución de polígonos de vivienda de origen público, levantados en los 50, que comparten las características de ser de baja calidad constructiva y la superficie escasa, con ausencia de urbanización, infraestructuras, equipamiento y servicios. En la mayoría de los casos, nacen en la periferia en tiempo récord para erradicar núcleos de barracas, ante la inminencia de celebraciones en espacios centrales de la ciudad. Las sustituciones se inician en la década de los 90 a partir de convenios y consensos entre la administración del estado, el Gobierno catalán y la administración local

 

Afectacions Urbanístiques i Llei de Barris

 El Parlament de Catalunya aprobó la Ley 2/2004, de 4 de junio, de mejora de barrios, áreas urbanas y villas que requieren atención especial para dar respuesta a un objetivo principal: la rehabilitación integral de los barrios con problemáticas específicas para evitar su degradación y mejorar las condiciones de vida de sus habitantes. Incasòl gestiona y participa en el desarrollo de cuatro proyectos que corresponden a la convocatoria del 2004. Se trata de aportaciones complementarias, complejas, que combinan operaciones de abertura de nuevos viales y de esponjamiento de espacio para la creación de nuevos parques y plazas, nuevos espacios para actividad económica, aparcamientos y vivienda pública –ámbito en el que Incasòl centra su aportación.

 

Gestió d'Actius Patrimonials Urbans Habitats

En este conjunto de actuaciones se actúa sobre tejido residencial ya existente pero que en este caso no es de origen público, sino que se trata de áreas residenciales privadas degradadas con interés urbanístico, sometidas a un proceso de abandono y aislamiento. La colaboración se establece a través de convenios subscritos entre los Ayuntamientos y la Generalitat de Catalunya a través de Incasòl. Son intervenciones caracterizadas por la voluntad de renovar y dignificar la situación preexistente y de obtener nuevas edificabilidades públicas para introducir vivienda protegida (además de la necesaria para los realojos) y que en la busqueda del equilibrio financiero para conseguir la viabilidad económica también introduce promociones de mercado libre, fórmula que también permite atraer nuevos perfiles de población, para conseguir mixtura socioeconómica.

 

Altres Operadors i Administradors

Incasòl aporta su experiencia y capacidad de gestión a través de convenios de colaboración con otras administraciones o empresas públicas. La colaboración se establece en términos de asistencia directa, apoyo técnico y asesoramiento en los procesos de renovación urbana. Este tipos de colaboraciones especializadas permiten generar ingresos propios a la Sociedad y son posibles por la flexibilidad laboral del personal de Incasòl.

 
Fecha de actualización: 14.03.2012

Decreto de Patologías del 1995